Fotografía Inmobiliaria y náutica

¿Por qué es tan importante mostrar una buena primera imagen?

Disponemos de muy poco tiempo para enamorar a primera vista a nuestros clientes potenciales. Los psicólogos dicen que solamente 80 milisegundos es la duración de nuestra primera oportunidad para vender.  Sólo un click nos mantiene, o nos separa, de nuestro comprador.

El cerebro del ser humano está programado para llegar a rápidas conclusiones con muy poca información. Constantemente, las personas hacemos valoraciones instantáneas antes de tomar una decisión. Es un análisis ultra-rápido que tiene mucho que ver con nuestras necesidades, nuestra personalidad y nuestras emociones.


Tenemos sólo un instante, una oportunidad para enamorar a nuestro cliente ¿La vamos a perder?


¿Cómo funciona la primera impresión?

Las personas solemos sacar conclusiones globales e instantáneas sin conocer todos los detalles. Al ver una imagen agradable, solemos pensar que lo que hay detrás de ella es algo positivo y beneficioso. Aunque se cometan errores de apreciación, la primera impresión tiene un efecto directo.

En sólo unos instantes, al ver una fotografía, nuestro cerebro está entrenado para detectar si algo negativo puede perjudicarnos. Si es así, lo rechaza al instante y acciona un mecanismo de escape acelerado.

Por este motivo crear una buena primera imagen es fundamental, no ya por que nos compren en el primer intento, sino para evitar causar una mala impresión.

¿Por qué debemos evitar causar una mala impresión?

Si el cerebro tuviera que analizar toda la información necesaria para llegar a una conclusión cabal, perdería eficiencia. Por ello, y como mecanismo de autodefensa, efectúa constantemente valoraciones muy precisas y basadas únicamente en el propio instinto.

Una mala impresión se queda grabada en el cerebro. Después, es muy difícil cambiarla. De hecho, una vez que hemos catalogado algo como negativo, nuestro cerebro busca incansable datos que refuercen esa primera impresión para seguir fiel a la idea.

Además,  aunque intentemos cambiar esa primera impresión negativa, nuestro cerebro se resiste, en un primer momento, y hace caso omiso a esa tentativa de cambio positivo. El cerebro se mantiene arraigado a su idea por ese mismo instinto de supervivencia.


Una primera mala impresión se queda grabada en el cerebro y es muy dificil cambiarla ¿Nos vamos a arriesgar?


¿Cómo causar una primera buena  impresión?

Mediante la foto, el fotógrafo evita la incoherencia entre lo que se dice y lo que se hace. La descripción manifiesta las virtudes de tu propiedad y la imagen exibe con orgullo la belleza proclamada. El resultado es contundente, el cliente se enamora y hace click en tu llamada a la acción.


Una buena imagen exibe con orgullo la belleza de tu propiedad


¿Cómo son las fotos que venden?

Las fotos que venden muestran la excelencia del inmueble o barco que queremos vender. Las fotos se toman con lentes de gran angular de visión y de mucha calidad en su óptica. Las líneas de la fotografía están depuradas, las verticales ajustadas y las horizontales sin abombamientos. La luz entra a raudales llenando de color y luminosidad todo el espacio. En las buenas fotografías se aprecian los detalles. El fotógrafo tiene un control absoluto de la sensibilidad de la luz, la exposición y la abertura del diafragma. El resultado es contundente.


Vía Láctea (16)
villa-2375137_1920
villa-1209148_1920

¿Necesitas más información?

Déjanos tus datos y pronto nos comunicaremos contigo. Recibe un cordial saludo.

Nombre (requerido)

Correo electrónico (requerido)

Asunto

Mensaje